¡Libros electrónicos GRATIS! Matrimonio    Sí, Pero…    Sígueme    La Base    Quiero Paz con Dios    Mi Próximo Paso

¿Cómo Preparar un Mensaje de Impacto?

Cada líder de la iglesia desea impartir mensajes de impacto. Cuando vez que predicamos y enseñamos, deseamos que Dios llene nuestros mensajes de poder y que hayan vidas cambiadas.

Obviamente, el impacto de nuestros mensajes depende totalmente del poder del Espíritu. Él es quien obra a través de la proclamación de la Palabra, y Él hará lo que desea con los sermones que predicamos y las enseñanzas que damos.

No obstante, a nosotros nos toca preparar y formar los mensajes que predicamos. Siempre debemos hacer esta preparación guiado por el Espíritu Santo y con mucha oración. Pero al final de cuentas, tenemos que organizar ideas y preparar lo que vamos a compartir cuando nos toca predicar y enseñar.

En este artículo, quiero compartir un sistema que nos puede ayudar a preparar mensajes de impacto. (Antes de continuar, debo mencionar que este es el sistema que yo uso para preparar mis sermones y enseñanzas, y que fue inspirado por la metodología que compartió Andy Stanley en su libro: “Comunicación”.) Este sistema que yo uso para preparar mensajes tiene cuatro elementos cruciales:

El Texto

Cuando nos toca preparar un mensaje, es fácil sentir que tenemos que inventar algo creativo, algo interesante, algo impactante. En realidad, no tenemos que pensar tanto en ser creativos y originales.

Nosotros somos personas que creemos que la Biblia es la palabra inspirada de Dios (2 Timoteo 3:16). Creemos que Dios habla y nos cambia cuando leemos la Biblia (Hebreos 4:12-13). Y creemos que la Palabra es lo que Dios usa para formar y perfeccionarnos (2 Timoteo 3:17). Por lo tanto, como líderes en la iglesia proclamamos la Palabra de Dios.

Entonces, en vez de pensar en una idea original y creativa, debemos empezar el proceso de preparar un mensaje por escoger un texto. Puede ser un verso, o un libro entero. Personalmente, me gusta enseñar una sección de la escritura a la vez.

La idea grande

La segunda parte del sistema es escoger la idea grande del mensaje. El mensaje debe tener una sola idea principal — lo que llamo la idea grande —. ¿Por qué digo una idea, y no dos, tres o cinco ideas? Sencillamente porque los mensajes que se tratan de una sola idea son más impactantes que mensajes que intentan enseñar múltiples ideas por igual. Cuando escuchamos a un mensaje, lo más que se nos queda es una idea. Cuando enseñamos varias ideas, tal vez recordarán la última, pero por tratar de explicar varias, no explicamos bien a ninguna. En cambio, cuando enseñamos una idea por mensaje, la podemos explicar muy bien, y nuestros oyentes pueden recordarla.

¿Cómo decidimos cuál será la idea grande de nuestro mensaje? Esta decisión se hace más fácil por ya haber fijado el texto del mensaje. La idea debe venir del texto; debe ser la idea grande del texto. Recuerda: proclamamos la Palabra de Dios, no tenemos la opción ni la libertad de poner nuestra propia idea — la idea principal del texto debe ser la idea grande de nuestro mensaje —. Preguntamos: ¿Cuál es la idea grande de este texto? Esta será la idea grande de nuestro mensaje.

La tensión

La tercera parte del sistema es pensar en la tensión entre la idea grande del texto, y lo qué nosotros somos, lo qué sentimos y cómo normalmente vivimos. Es descubrir lo que hay en nosotros que resiste a esta verdad. Es pensar en lo que nos hace desobedecer esta idea grande. Es imaginar las diferentes razones que nos cuesta aceptar lo que Dios dice en este texto.

También, en esta parte hay que pensar en cuáles son las necesidades que todos tenemos y que el texto y la idea cumple y resuelve.

La aplicación

El último elemento de preparar un mensaje de impacto es pensar en la aplicación del texto. Es contesta la pregunta: ¿Qué debemos hacer? En el libro de Santiago, dice que hay que poner en práctica lo que aprendemos en la Palabra. Entonces, cada enseñanza debe incluir una aplicación — pasos prácticos tanto para Cristianos como para los que todavía no lo son —, para ayudar a los oyentes a empezar a obedecer el texto.

Ahora, el Espíritu Santo es quien aplica el texto al corazón de cada quien. Cuando damos la aplicación, nosotros ayudamos en el proceso por dar ideas de cómo el texto podría ser aplicada en la vida de cada uno.

El orden

Después de esta preparación, lo único que queda es ordenar este material. El orden del mensaje es diferente del orden de la preparación.

Primero, el mensaje debe empezar con la tensión; esto es lo que agarra la atención del oyente y contesta su pregunta de: ¿Por qué debo prestar atención a lo que vas a decir?

Luego, se pasa a la idea grande que resuelve la tensión, y a una exposición del texto en la cual se desarrolla la idea grande y explica cómo se relaciona con nuestra vida.

El mensaje termina con una explicación de la aplicación. Así que lo último que escuchan es cómo pueden aplicar este texto a su vida. Los dejamos con los pasos que necesitan para poder poner en práctica esta enseñanza.

Hay dos componentes adicionales que son esenciales para todo mensaje Cristiano, pero los tendremos que ver en el próximo artículo. Por mientras, recuerden los elementos de un mensaje de impacto: un texto Bíblico, una idea grande, la tensión entre nuestra vida y esta idea y por último la aplicación práctica.

¡Seamos líderes que dependan totalmente del Espíritu para dar vida a sus mensajes, y que se esfuercen por preparar mensajes de impacto!

Inscribirte en PazConDios

Quiero invitarte a inscribirte a la lista de PazConDios. Así te avisaré cada vez que publicamos nuevos recursos que puedes usar en tu ministerio. Así nunca perderás el nuevo libro, seminario o mensaje.

¡Y de paso te regalaremos el libro electrónico Sígueme completamente gratis!



8 comentarios… add one

Dejar un comentario

  • kelvin pelaez January 5, 2017, 7:51 am

    Felicidades en este nuevo año. Que Dios los continúe bendiciendo. me parece muy interesante el material acerca de los mensajes de impacto. espero me puedan hacer llegar lo que tengan para mi formacion como predicador de Jesucristo. necesito aprender a exponer su palabra para darle a el toda la gloria y ser de bendición a otros, soy un seguidor de paz con Dios.

    Responder
    • Felipe Canarsky January 6, 2017, 9:57 pm

      Gracias Kelvin por ser parte de esta comunidad. Feliz año nuevo a tí también. Pido a Dios que bendiga grandemente tu vida y tu ministerio. ¡Todo para nuestro Señor y su Reino!

      Responder
  • Karina Mendez February 21, 2016, 6:00 pm

    Excelente manera de cómo preparar un mensaje de impacto Felipe. Gracias por tu fidelidad para el reino y por ayudar a otros con tú excelente manera de enseñar. Lo que mas me gusta de tus mensajes es que son claros, sencillos y bien prácticos.
    Dios continue usandote ricamente al lado de tu linda esposa e hijos. Bendidiones…

    Responder
    • Felipe Canarsky February 23, 2016, 12:53 pm

      ¡Muchísimas gracias Karina por tus palabras de ánimo! Que Dios te bendiga grandemente.

      Responder
  • rodolfo rodriguez February 17, 2016, 4:43 pm

    la gracia del señor sea siempre contigo hno Felipe me he estado enriqueciendo con los materiales que recibo voy a trabajar con unos jovenes de la iglesia que pastoreo con el libro sigueme de tu autoria es muy interesante y radical para enseñar a esta nueva generacion que se levanta gracias y el señor te siga usando y respaldando.

    Responder
    • Felipe Canarsky February 18, 2016, 11:25 pm

      Muchas gracias Rodolfo por tu comentario. Cuanto ánimo recibo por saber que son útiles los recursos de PazConDios. ¡Claro que sí puedes usar el libro para enseñar en la iglesia! Cuanto me alegro que te es de provecho en tu ministerio. Que Dios bendiga grandemente a este trabajo y a todo tu esfuerzo de pastorear la iglesia que Él ha encargado a tu cuidado. Bendiciones mi hermano.

      Responder
  • Alonso Larin February 13, 2016, 11:31 pm

    Gracias hno Felipe por compartir su conocimiento, no tengo dudas, que muchos están sacando provecho de sus enseñanzas, es una bendición para mi, que Dios lo siga usando en la obra del Señor, gracias por ser mi hermano y mi amigo en el Señor. Bendiciones.

    Responder
    • Felipe Canarsky February 18, 2016, 11:01 pm

      Gracias Alonso por tu comentario. Agradezco mucho tus palabras de ánimo. Que Dios te bendiga grandemente mi hermano.

      Responder